Síntesis del concepto de cambio en la literatura del siglo XX

Cuando Gregor Samsa despertó, el dinosaurio todavía era un monstruoso insecto.







7 comentarios:

depropio dijo...

Y su madre vio las seis patitas del insecto y el par de patucos que había guardado para la ocasión y decidió ponerlos a la venta.

Anita Dinamita dijo...

Buenísimo, Belén... así que Gregorio Samsa era el dinosaurio... uf, qué pasada.
Oye, y lo de Síntesis, genial, una palabra poco utilizada en los títulos de microliteratura y muy útil :)
Abrazos

Sucede dijo...

Gran microrrelato Belén!!
Me ha encantado, pedazo bicho por cierto! jaja
Abrazos!!

Javier Domingo dijo...

Qué susto se tuvo que llevar.
Un saludo,

Miguel P. dijo...

Curioso experimento belenístico (jugando un poco con tu nombre con cariño). ¡¡Enhorabuena!! Un saludo, amiga

Juan Yanes dijo...

Bueno, pues como los dos eran en realidad dos cucarachas, se pondrían a jugar juntas hasta que metieran en el manicomio a sus dos progenitores... Un saludo Belén, esto sigue teniendo un nivel de locura increscendo.

Belén Lorenzo dijo...

Depropio: jajaja, sí, siempre hay que tener un plan B por lo que pueda pasar! :o)

Anita: gracias!!

Sucede: XXXL, yo saldría corriendo seguro! :o)

Jesús: nada, nada, media vuelta, y a seguir durmiendo, que igual se va :o)

Miguel: jajaja, muchas gracias miguelísticas!

Juan: gracias! Ahí voy, experimentando a ver qué pasa...

Un abrazo muy fuerte para cada uno.