Cuestión de ángulo

   Todos coincidieron en describirlo como un hombre recto. Es cierto que nadie lo definió nunca como un obtuso, pero también que no destacó por ser especialmente agudo. Poco más se puede afirmar de esta persona que decidió dar un giro de 180 grados a su vida, rompiendo así todos los cálculos.


2 comentarios:

La Luna está de resaca dijo...

Me gusta cómo juegas con la geometría, bonito juego de palabras.

Belén Lorenzo dijo...

¡Muchísimas gracias!
Un abrazo.